Luis Miguel celebrará 30 años de carrera con show especial en Viña

El mexicano iniciará sobre la Quinta Vergara los festejos por las tres décadas del lanzamiento de su álbum 1+1=2 enamorados.
diario.latercera.com
12/24/2011

El regreso de Luis Miguel al Festival de Viña del Mar, tras 18 años de ausencia, será con un show especial: el artista cumplirá 30 años de carrera, desde el lanzamiento del disco 1+1=2 enamorados, y la celebración partirá sobre la Quinta Vergara con una presentación pactada en 100 minutos -y por la que se desembolsará la cifra récord de US$ 1 millón-, donde repasará los hits de sus álbumes más emblemáticos, mientras por las pantallas del recinto se mostrarán imágenes desde que el artista partió su carrera, cuando tenía 12 años, hasta ahora.

El staff del artista ya pidió a la producción del certamen festivalero apoyo audiovisual durante el show fijado para el 23 de febrero. Como explican los organizadores del evento, "para él es significativo celebrar en Viña del Mar, ya que fue un escenario que pisó siendo muy niño". El artista cantó por primera vez en el evento cuando tenía 15 años, en 1985. Luego anotó presentaciones en 1990 y 1994, cuando recibió antorchas, gaviotas y el premio al artista más popular de ese año.

Como parte de ese contexto de celebración, la alcaldesa de la Ciudad Jardín, Virginia Reginato, está planeando entregarle un reconocimiento al cantante.

Actualmente, el artista está preparando material por un nuevo álbum -el último que lanzó, de nombre homónimo, data de 2010- pero también la gira 2012 con la que celebrará sus 30 años de carrera, que además de Chile, lo tendrá con presentaciones ya anunciadas en Costa Rica (4 de marzo), Honduras, Argentina, Estados Unidos y España, donde anota un concierto para mayo próximo, en el Palacio de los Deportes de Madrid.

Su agenda de actividades en Chile, en tanto, tendrá la tónica habitual de cada visita que hace el artista al país: restringida y con el mínimo de apariciones públicas, aunque igualmente se gestiona que realice una acotada conferencia de prensa para el mismo día que se presente en el Festival. Ya se descartó, eso sí, que vaya a presentarse en algún programa satélite de Chilevisión en la V Región.

Según está contemplado, llegará en un vuelo privado -a bordo de su nave Gulfstream- el martes 21 de febrero, un día antes de su presentación sobre la Quinta Vergara, y partiría de vuelta a Los Angeles, Estados Unidos -donde vive- el jueves 23. Su comitiva, compuesta por casi 40 personas, aún no define si el intérprete de canciones como La incondicional alojará en algún hotel del sector oriente de Santiago -para volar a Viña y luego volver- o se quedará en la suite presidencial del Hotel Sheraton Miramar de Viña del Mar. El equipo con el que viaja, eso sí, suele reservar más de 20 habitaciones en los recintos hoteleros y ya se adelanta que esta vez será del mismo modo.

Pese a la fama que lo precede, en la producción del evento viñamarino aseguran que no hay exigencias estrafalarias ni nada parecido: su staff pidió a nombre de él mucha agua y fruta en su camarín, además de comida liviana y cortinas blackout para el lugar donde se aloje.

Rápida venta

La visita de Luis Miguel tendrá una fuerte carga emocional para el artista y sus fanáticas, por los 30 años de carrera, y eso se notó: el jueves pasado sus seguidoras agotaron en apenas seis horas los boletos para el día en que se presentará. Para el resto de los días del Festival de Viña del Mar, la venta -aseguran en Chilevisión- ha sido alta y, tras la noche inaugural, las más vendidas y que podrían agotarse próximamente son las del jueves 23 (que tendrá a Marc Anthony por segunda vez en la Quinta, tras su show en 2009) y del domingo 26 (que tiene a Luis Fonsi como número principal).

Los boletos se venden a través del sistema Puntoticket y los precios van desde los $ 16.800 hasta $ 169.800, incluyendo cobros por servicio.

Regresar